FAMILIA MORALES CORREA (13 AÑOS)

Mi hijo Maximiliano tiene 13 años, noté su tartamudeo desde pequeño y a partir de sus 3 años comenzamos este camino, aunque muchas veces escuché que era algo a lo que no debía prestar tanta atención. Así estuvimos varios años entre fonoaudiólogos y psicólogos, pero nunca con el profesional idóneo y experto en el tema.
Cuando Maximiliano cumplió sus 12 años, no notaba avances. Es más, notaba que decaía cada vez más. Fue en ese tiempo que encontré a Ana Karina de Fluir + y desde el primer día notamos la diferencia. Mi hijo ya sabía de memoria las técnicas erradas, que tanto profesional le había impuesto, y fue él mismo quien me dijo, admirado, que la forma de trabajar y entenderlo que tenia Ana Karina era totalmente distinta.
Maximiliano lleva 4 meses de tratamiento, aún nos queda un largo camino por recorrer. En estos 4 meses ha avanzado lo que nadie logró en 9 años. No sólo lo ha ayudado a controlar la tartamudez, también lo ha ayudado psicológicamente a ser más positivo y cambiar sus pensamientos. Lo veo cada vez más contento, más seguro, aceptándose y manejando cada vez mejor su tartamudez.
Ha sido la mejor experiencia, para mi hijo y toda nuestra familia. Hemos aprendido mucho y nos sentimos felices con los avances de Maximiliano.

Familia Morales Correa

13 años